31 diciembre 2009

el centro del martes
se nubla en tu vista incolora
como muda en un día
de algo que nunca se dijo


lo dicho.
martes.
desconocido.
de tus ojos y tu pera desde sueños inesactos.

y todavía no jugué a ser inmortal sin tu sombra,
creo que no puedo,
que nunca voy a poder.


eso debe ser vivir,
saber que siempre
vas a estar.


(aunque pida encontrarte
y nunca hay respuesta )

yo sé que vas a estar.





aunquenoteanimásaaparecer,
temor a encontrar lo que no se espera.
y llevarte la decepción


para que ambos entendamos
que
algún día
voy a tener que caminar sin tu sombra.



los dos tenemos miedo.
yo más.
vos, no sé que perdés.

yo te pierdo a vos.


y qué hago si te pierdo a vos?

y de un día para otro
me olvido
completamente de tu nombre?




pero
no me importa,
te juro,
hay días que no me importa,
prefiero
quedarme sin sombra
sabiendo que tuve una hora de vos.

28 diciembre 2009

porque si se muere el canto
los oidos van a sangrar
incoloras canciones de gente
sin alma, sin amor,
sin color.

y en un mes todo va a ser marrón
de espaldas y ventanas
y dolor,

de cosas que nunca van a respirar
mejor que vos

o que nosotros dos.

y si me vas a cargar
por sobre tus hombros
que no sea por la mañana,

cuando el sol renace
tortura mi piel,

imprimiendo su juego de calor
y pesadez,


por todo el sueño del mundo.

antes que las piernas
caigan al cielo,

hay que permitirse
respirar de cerca
el aliento de las manos

que inyectan lágrimas
de sangre
en la renuncia de la madrugada.

03 diciembre 2009

las que se parecen a vos

son las que menos duelen

19 noviembre 2009

o acaso
toda esa violencia
me puede llegar a lastimar?



no seamos ingenuos.

qué nos importa dañarnos,
si juntos vamos a sonreír más fuerte.

toda esa violencia innata
de odio
amor y vos,
toda esa violencia
de querer escupir

yo también la tengo,


o no es violencia
el querer besarte los cachetes hasta que te empiecen a sangrar?

quedate alguna vez
a hacerme el amor con verdades
que mañana ninguno de los dos creera,


pero que hoy son verdades.


y qué me importa si mañana
te despertás y no me querés ver más,
a mi me importan
mis ganas
tus ganas
de hoy.


o a caso
no sentís
que lo que realmente importa
son las ganas de vernos hoy?

17 noviembre 2009



Si no tenés por donde empezar
y no querés pedir un poco más
dejá que el viento sople alguna vez
y que se lleve por lo menos un por que
por que?

Si no encontrás nada alrededor
y no escuchás ni tu propia voz
cerrá los ojos para poder ver
lo que se esconde
y nunca sabés por que
por que?

De a poco y sin querer dejás tu vida en un cajón
siempre hay alguien que te puede dar algo mejor
no te quedan mas recuerdos para revisar
todo está moviéndose y vos no estás

Si no sabes cuando perdonar
y no aguantás las ganas de llorar
sacá la culpa que no merecés
salí corriendo y no preguntes mas por que
por que?

De a poco y sin querer dejás tu vida en un cajón
siempre hay alguien que te puede dar algo mejor
no te quedan mas recuerdos para revisar
todo está moviéndose y vos no estás

16 noviembre 2009

y que cualquiera escriba en un papel, en cualquier papel, blanco, negro, violeta , dorado roto, chiquito, de miles de formas, y que yo sólo pueda escribir un papel donde primero aparezca tu nombre, donde me lo hayas dado vos, o te lo haya robado, y porque me quiero hacer el tierno si ni un beso te puedo robar, cómo te voy a robar un papel a vos. y escribir vos con z, voz, y tacharlo, tachar voz con z. y que seas vos. hace tanto que no me acuerdo de tu voz, cómo era. y hablar con nadie y escuchar a cualquiera, pero nunca, nunca, escuchar tu voz. hasta cuando, no seas hija de puta. olvidate de todo este patetismo, dejame verte, dejame ser un pelotudo pero a los ojos, dejame, dejame decirte en silencios de vergüemza todo lo que me prometo que te voy a decir, qué macho que soy, mirá como me la banco, mirá todo lo que te voy a decir, mirá te escribo mil cosas, pero no te digo nada, nunca te dije nada, nunca te supiste enamorar de mi voz, porque no te hablo, porque me callo, porque no te digo nada, de nada, de nada, y ni te digo lo linda que sos, ni lo buena que estás, ni que lindo sería que me des el beso más tierno del mundo, y se me para el pito ante semejante mujer y se me para la voz, y por eso no hablo, y no te digo nada.. nada.. odio no decirte nada, te juro, cuando me voy, cuando veo por la ventana la gente al pasar, y los edificios y la nada al pasar, te juro, es muy sufrible, es una pelotudez tan grande que no pueda decirte dos palabras seguidas sin que me tiemble la voz, y vos sólo me entendés media palabra de esas dos. ¿hay algo más pelotudo que no poder decirte todo lo que te estoy escribiendo , mirandote a la cara? ¿decirlo de verdad, y que no sean sólo palabras que se tachan, y se vuelven a escribir con letras deformadas? ¿no ves?, ¿no ves que soy tan pelotudo que no puedo dejar de ser servicial a tu nombre?. qué linda que sos, y no lo podés evitar. como yo no puedo evitar no querer mirar tus ojos todas las noches antes de dormir, verlos y sentirme seguro, sentirme en paz, y no querer nada mas, porque no necesito nada mas, no necesito, subrayado, gritad, en voz alta, mirandote a la cara, gritandote a los ojos, en silencio, como siempre, donde no me salen más que dos palabras seguidas, y esas dos palabras siempre empiezan con la misma letra que tu nombre, de las cuales vos sólo entendés media, nunca hice que entiendas y una y media, o las dos, con las cuales digo que realmente te necesito.

30 octubre 2009

Si el avioncito cae en tu mochila, te vas a reír cuando la abras para sacar los libros, las fotocopias, los apuntes, o por lo menos vas cambiar la cara que tenías unos segundos antes, o eso es lo que a mi me pasaría si viera un avioncito nuevo dentro de mi mochila. Si mi puntería no es buena y no cae dentro de ella, se va a arrugar, va a ser pisado, destruido y yo voy a seguir creyendo que nunca vas a tener una referencia que te hable de mi. Pero si cae dentro de tu mochila celeste, dejando de lado si vas a sonreír o cualquier gestualización, no vas a saber quién es el dueño de ese avioncito. Vas a intentar recordar, va a venir a vos el momento en el que te diste vuelta para guardar un juego de fotocopias, cuando levantaste la mirada, mirando algo o mirando nada, es que no sé donde apuntaban tus ojos. Te vas a acordar de ese momento, y si es que miraste a algo vas a intentar acordarte de las caras, de los pelos, de los ojos, seguramente vas a elegir a tu preferido, a las manos que querés que lo hayan construido, y estoy seguro que nunca serán las mías. Pero, qué importa, prefiero que abras el cierre, que cambies por un momento de gesto y que pienses en el de pelo corto y barba de tres días, o en el de remera beige, flaco y alto, prefiero que elijas según tus ganas de volar, antes que ese avioncito no caiga en tu mochila, no cambie tu gesto y aterrice en el piso, sea destruido por zapatillas de diferentes colores, y no pueda volver a volar hacia vos nunca más.

22 octubre 2009

la autenticidad de mi palabra se limita cuando te quiero mirar a la cara,
con esta inseguridad de coherencia,

se traban

las esdrújulas no terminan, y tu bostezo me genera
la misma bronca que se nota en vos
cada vez que te das cuenta que soy tan pelotudo

todo el tiempo.

18 octubre 2009

uh, sin lugar a la más mínima duda, la adolescencia me cagó el resto de la existencia.

unos de esos momentos importantísimos (?) que quedan en la memoria (mentira, lo peor que recién me volví a acordar de esto, después de MUCHÍIIIIIIIISISISIMO tiempo de no acordarmelo), decía, uno de esos momentos importantísimos que quedan en la memoria fue cuando con el brazo izquierdo esguinzado (con la zurdo le escribo, y con la zurda le vivo) en un cumpleaños (no sé si de esos cumpleaños múltiples que se hacían), en un cumpleaños en un bowling (niños de Belgrano), "Gane" tirando las bochitas (porque eran bochitas muy pequeñas, no eran las pelotas de bowling que conocí al poco tiempo de eso, donde ni las podía levantar). Primero, y con trofeo (que no sé si es uno de los decorativos actuales de un estante que hay que agacharse para verlo).

ese fue mi momento alejandro apo del día (era un lindo nene).

24 septiembre 2009

Siete, ocho años. Trece, catorce. Incalculable su edad por medio de su cara. Se esconde entre sus manos, gime, solloza, al fondo del vagón a medio llenar. Su hermano, o su amigo, al lado. Su misma edad, más, o menos. Le pega en la cabeza. Le grita en la cara, tapada por sus brazos y sus manos. Lo empuja. Lo zamarrea. Se le acerca al oído y le habla. Lo ignora. Se para en frente de él. Y le sigue pegando. Se aleja. Se vuelve a sentar.
A la segunda estación, una de nombre compuesto, el chico que lloraba se para. Se seca los mocos con la manga de su sweater azul. Empieza a caminar. Mete las manos en sus bolsillos. Las saca. Se acerca a las personas que escuchan música, que bostezan o que miran la nada. Da la mano. Algunos saludan, otros lo ignoran. Con los que saluda, siempre hace lo mismo. Dos movimientos de manos, un choque de puños, y a medio sonreir entrega un papelito.
Pido la amable colaboración de 0.10 pesos para la compra de leche y comida para mi familia. Muchas gracias.
Todos le devuelven el papel cuando regresa. Algunos con monedas. Uno con un billete. Otros con una sonrisa. Y muchos sin mirarlo a la cara. Llega hasta el final del vagón que sigue no muy vacio. Deja los papeles y las monedas y el billete en uno de sus bolsillos. Se sienta en el suelo debajo de una ventanilla, y vuelve a taparse la cara. Sigue llorando. Su hermano o su amigo, que estaba al lado en un principio, cruza todo el vagón. Se le acerca puteándolo. Le pega en la cabeza, lo levanta, le mete las manos en los bolsillos. Mira la palmas de las manos. Vuelve a meterle la mano en el bolsillo, esta vez dejándole los papeles, los blancos, escritos. Sin dejar de gritarle camina hacia el vagón continuo. Camina por el medio del vagón, de los vagones, Camina hasta el fondo, donde ya no puede ser divisado.
Él, sigue llorando. Levanta la cara. Busca miradas. No encuentra nada. Mete las manos en sus bolsillos, y camina, mirando para abajo, llorando. Sigue a su hermano, o a su amigo. Hasta el fondo, donde deja de ser divisado.
Las estaciones aparecen y desaparecen. La gente se baja y se sube. Cerca del final del recorrido hay más gente que al principio del mismo. Se escucha un ruido que aturde más que lo corriente. Un ruido que no es habitual. Al instante, se corta la luz. La gente grita. Se levanta. Pocos hacen luces con sus celulares. Muchos miran para adelante. O para atrás. No saben a dónde miran. Ya no ven nada. No se ven. Se golpean. Se desesperan. Lloran. Y nadie ve al otro llorar. Sólo escuchan llantos. Pero nadie sabe quién está llorando. Quién está gritando.

22 septiembre 2009

ella sabe que podía volar.

abre las alas de pintura,
como el golpe en medio del lago
hace temblar la tierra y todo su alrededor.

el agua se inquieta
mientras su mano se mueve,
despacio
con violencia
o con esa dulzura
que hace del insulto
una alegoria de su vida:
tierna y hermosa.

un insulto que no puede agredir,
una sonrisa que suena en el alma de su obra,
expresiva.

hoy me quedo a verla,
y cuando se vaya
no sabrá que la sigo mirando,
porque su arte es este

no poder dejar quieta su mano
lineas impacientes que llenan formas
pinturas de espátulas que extienden su vida

y se vuelve tan inalcanzable
que me conformo con verla crear.

me puedo pasar horas viendola respirar.

06 septiembre 2009



es como cerrar los ojos a dos caricias del cielo


16 agosto 2009

si corren Roberta e iusain bolt, quién ganará? para mi si en la linea de llegada hay un mantecól, roberta le saca ocho cuerpos de distancia.

11 agosto 2009

09 agosto 2009

06 agosto 2009

los libros prestados se devuelven?

20 julio 2009

qué genial que existan creativos así.






09 julio 2009

antepenúltimo momento

se descubrió la identidad oculta del cantante enmascarado.


escuchá el tema "me la juego a morir" de cordera, proyectosolistaquenovaadurarmuchomásdedosañosporquesevaaquedarsinplataenlapalomita. escuchá ese tema y comparalo con los temones pegadizos del cantante enmascarado. te deschavamos primo del caballero rojo!!

(y si no sabés quién es el cantante enmascarado, modernizate meeeen y iutubia)




(en este caso, haber escuchado este tema de cordera significa un hecho científico y la finalización de un arduo trabajo periodístico de investigación; prometo que escucharlo, por lo menos una vez, no trae efectos secundarios ni primarios a lo vómitos repentinos o espasmos sistemáticos. ahora, sí lo escuchás dos veces, ya no me puedo hacer cargo de la perdida de sensibilidad por el buen gusto).

07 julio 2009

Veámos. Sala de espera de un consultorio. Consultorio de una clínica veterinaria. Dos banquitos de madera como una L deformada en la parte horizontal aumentado su tamaño para que quede casi del mismo tamaño que la vertical; todo horizontal, como todo lugar no moderno para sentarse, como dos banquitos de madera que forman una L deformada con la variación ya nombrada a lo largo de dos paredes poco anchas. Al final de uno de los banquitos, un dispenser con un cartel que pide en mayúscula y subrayado que esa agua no se use para brindarsela a los pacientes. A los diez minutos de la llegada, la perciana con vista a la calle se baja. El clima empieza a enfriarse debido a un aire acondicionado sin sentido para estas temperaturas invernales, y los tres cuadros de perros y gatos dibujados con nombres en un tamaño chiquitisimo de letra, no se vuelven un método de distración. Menos a los veinte minutos de espera, y mucho menos a los treinta y cinco, cuando la cantidad de veces que el celular fue sacado del bolsillo y abierto para que la hora se haga presente, no disminuye de las catorce. Antes, la impaciencia era más paciente que después. Después, la pierna se mueve en un ritmo devastador para cualquier insecto que camine por abajo de la zapatilla, y las lágrimas de impotencia quieren estallar, y la necesidad de caminar menos de cuarenta y tres pasos para hacerle un mimo a Roberta (si no sabés quién es, andá al buscador de la derecha) en la cabeza, rasguña cualquier cavidad todavía intacta del corazón. Llega el momento en que la hora no te importa, y querés ir por ese pasillo y abrir la puerta que te separa. Pero no lo hacés, porque la civilización todavía es un rasgo que tu postura conserva, y el disconformismo y el odio quedan bien gritando solamente dentro de tu cabeza. Ya te sentaste de una cantidad de formas diferentes, te quedaste minutos en la misma posición, y en otras sólo segundos. Ya miraste para todos lados, y las uñas cada vez más deformes. Casi una hora, o más de una hora. No importa. Lo importante es que la ves y la acaricias, y le das besos con mezcla de olor a sangre que todavía emana de su cuerpo. Y las lágrimas siguen ahí, tan estúpidas que no van a salir. Te vas, la dejás, las lágrimas agujerean cualquier superficialidad. Y en la soledad. Llorás.



Ahora. Recordemos. La desubicación más grande en la sala de espera del consultorio de la clínica veterinaria, sí, ahí en los banquitos de madera en forma de L deformada. Ahí, en el rincón de las dos paredes, en la unión de los dos banquitos sostenidos por dos pilares de varios ladrillos cada uno. Ahí mismo, en ese rincón, otro método de distración del cerebro y de esquivación de la impaciencia, que nunca podrás aprovechar en tu vida, es el de ese piloncito de revistas que está ahí. Un pilón de no más de tres revistas. Volvamos a repetir una vez más. La desubicación más grande en la sala de espera del consultorio de la clínica veterinaria, en el vertice de las paredes, en la unión de los dos banquitos que juntos forman una deformada L, hay un piloncito de revistas. No más de tres revistas. En esos largos minutos de espera, y de posiciones de piernas y culo apoyado y desapoyado en los banquitos, la vista gira a la derecha. Siguiendo la linea recta de los ojos mirando al suelo, de la pierna moviendose impacientemente. Siguiendo esa linea recta de los ojos mirando al suelo, girando la cabeza hacia la derecha. El piloncito de revistas. La primera de todas, la de arriba, "Cosmopolitan". Ahora. Recordando. No te acordás de la foto de estapa, y de casi nada, porque sólo con leer de lejos un subtítulo de palabras medianamente grandes acompañandas de otras más pequeñas, con sólo leer eso, la furía escondida y que no tiene ganas de deformar la postura civilizada, se dispone a salir a la luz. Ganas de pararte, tirar esa revista, romperla en mil pedazos, y escupirle en la cara a todo ser humano que se disponga a leer esa revista en una situación de espera parecida o similar.


El subtítulo, "Sexo Oral", las letras pequeñas que lo acompañaban "Aprenda todos los consejos" (o alguna palabra parecida de alguien que tiene interés en demostrarte que sabe de la vida más que vos- en realidad no me acuerdo sí era esa o la otra estúpida palabra "Tips" que no sirve más que para que uno se ría) retomando, "Aprenda todos los *consejos* para hacer de su lengua y de la de su pareja los mejores Sex Toys"










Em.
Recordamos? Sala de espera de consultorio de clínica veterinaria. Supuestamente, lugar de internaciones y derivaciones de animales en grave estado. Método de distración de la presente impaciencia, uso de la lectura a travéz del medio gráfico "Cosmopolitan".
Ahora, ¿Vos te imagínás leyendo los consejos de una frígida que te enseña cómo carajo chupar una concha-pito mientras no sabés si tu perro-gato está sufriendo a tan sólo un pasillo y una puerta de distancia?


Ahí es cuando el humano civilizado y tranquilo con cara de drogadonodrogado, de pelos mojados sucios y cagado de frío, de persona civilizada que espera su turno moviendo el piecito a un ritmo devastador para cualquier insecto, de persona que trata de hacer las cosas lo más correctamente posible; ahí es cuando esa persona es vencida, por esos demonios internos que se impulsan con ganas de gritar, de agarrar esas revistas y tirarlas a la mierda. De gritar y de preguntar, a quién carajo le importa que un par de frígidas creídas de buen sexo te expliquen como mierda hacer sexo oral, cuando del otro lado está tu perra hecha una pulguita. Te dan ganas de que todo ese interior que no sale a la luz, se escape en un escupitajo hacia cualquier persona interesada en esas idioteces de guías estúpidas y pasos a seguir, de un escupitajo en el medio de la cara a cualquier flaca estúpida que para distraer su impaciencia se pone a leer una cosa así, y a anotarselo mentalmente. Y de la nada, esas cosas totalmente desacordes a las circustancias, y no necesarias, si no, ESTÚPIDAS, son las que te hacen perder cualquier tipo de equilibrio mental que intentás tener.



Roberta me miró, y seguramente me va volver a mirar muy pronto. Roberta va a mover el rabo y me va a morder las medias, se va a tirar arriba de mi panza, y va a esperar a que me despierte. Roberta va a querer comer de mi comida, y me va a volver a alegrar con su hermosura presencia. En cualquier momento, por suerte.







01 julio 2009

el amigo lavagna opinando sobre cómo pensó cada persona que no votó a k: "me estan tocando el bolsillo y faltando el respeto"




vamos amigo lavagna, y usté cuando en el 2007 se presentó como el primer opositor y a los dos dias de las elecciones le estaba dando la mano al don neshtor. vamos amigo lavagna, vamos.

no me parecería nada raro que la emergencia sanitaria a nivel nacional se declare después del próximo domingo. no hay que olvidarse que krishtina y don julio se andan dando la mano muy seguido ultimamente.
en realidad, seguramente nunca se declare. a los argentinos "poderosos" les chupa un huevo si se muere la gente, si un par de días dejan de recaudar, salen a comprar cepas de gripes gatunas. además, alcanza y sobra con la paranoia que ya está instalada. no es gracioso ver a la gente con barbijo? las sheñoras paquetas del barrio gordi andan con eshos barbijitos, que les hace correr todo el maquishaje.

30 junio 2009

ALGO MÁS?

(vamos que lo borran)






lamento decir esto
pero el flaco que grabó, recibió sus millones y los está gastando y difundió esto desde el 2011 como mínimo, va a ser expulsado del país.

porque sí, lamentablemente en el 2011 la gente estúpida va a seguir existiendo.






es indignante.
te refriegan el culo en la cara.
te tiran un peso con veinticinco despues de dejarte el culo sangrando hasta las rodillas
se pasean con scarlet johanson al lado de tu fea mujer embarazada.

29 junio 2009

hay persoans que van a ser estúpidas por el resto de su vida y nos siguen cagando la existencia.

24 junio 2009



es como si fuera toda la misma mierda una y otra vez.
y que exista una enorme cantidad de personas, una enorme cantidad de ciegos y estúpidos que no pueden modular por sí solos, y es tristísimo. es tristísimo darse cuenta de la ENORME CANTIDAD de personas que no pueden tener ni dos dedos de frente. y no sé que es peor, si los ciegos por elección propia o los que nunca van a tener oportunidades de pensar por sí solos, porque hay hijos de puta como estos tipos que manejan todo como un empesariado, y hay otros que son los mismos hijos de puta de siempre que siguen queriendo imponer el miedo. y al final, son todos unos hijos de puta, tanto los que manejan, como los que no les importa ser manejados, unos putos tristes títeres que no pueden ni pensar dos segundos en algo más que en su ombligo.
y es totalmente desilucionante ver como tu puta vida, es siempre determinada por lo que quieren esos ciegos que no quieren. con eso de decir que no pueden hacer nada al respecto, están cagandose la vida y están cagandonos la vida. es totalmente triste que exista gente que no pueda moverse, pero mucho más penoso es los que no quieren hacerlo.


tanto te cuesta abrir los ojos?

18 junio 2009

viste...
es culpa del insensible otoño..
se siguen suicidando..

12 junio 2009

volvamos a

lo que nos hace feliz

11 junio 2009

atualida bis

(porque estoy aburrido y estoy mirando 678)
la chusssssssssnosky o como se llame, rubia. me calienta. siempre me calienta. antes, en sus otros programas, como en kaos, me calentaba con sus informes de cetzo. ahora me calienta porque es la mas k de todo ese canal (bah decir eso de una simple coconductora de un programa en ese canal, es un decir zarpado). vamos chusssnosssky, volve al cetzo, no opines de política que todo lo que decis es para defender al pinguin.

maria julia olivan es la hermosura en persona. esté donde esté, es la belleza en persona. seguramente es hermosa a las nueve de la mañana recién levantada. ay, me meo.



blabla.


voto útil, eso que dijo el gran prrrrooocer del periodismo, marianomeagarroloshuevosconlapuertARRrrrondona. haganlennnnn caso, que si sos antik tenes que votar al colombianmen. dale. eso se llama voto útil. (hasta en la escritura irónica te da unas ganas de romper todo)

ah
una mas y no jodemos más.
DE MMMMARGAEZ, alias colombianmen, ME TENES LOS HUEVOS AL PLATO, LA PUTA QUE LO PARIÓ, LO ÚNICO QUE FALTA QUE APAREZCAS EN MI CAMA, Y DECÍ QUE SOY DE CAPITAL, PORQUE SI NO YA ME SUICIDÉ.

ahora, si sos un enfermito que lo vota y que por casualidad estás leyendo esto, andá a un circo, te hacés la rrrreeee plata sólo por quedarte parado: señoras y señores, con ustedeesssss LA PERSONA MÁAAAAAAAAAAASSSSSSSSSSSSSSSS estúúúúúúúúpiiidaaaaa .


(no hay nada más lindo que hablar con una mujer de política, he dicho)
(salvo que sea una que "admire" a de narvaez)

(salvo que esa que lo "admire" sea maría julia olivan)









(aunque....... no creo que alguien que llegue a esa belleza extrema de persona como la mári júli lo llegue a votar)


me aburrí.

volvamos al ocultísmo.

10 junio 2009

atualidad

actualida minuto a minuto

tres cosas:


1. yo soy de esos que acabaron de aplaudir hace un rato no tan largo los goles de ecuador (en realidad, el primero, y lamenté el último que no fue)

2. quiero ser cura, aprovecharme de nenes, que me den tan sólo quince años, y estar en la calle, hablando con todos los canales de televisión, y seguir con la sotanita. encima tener un defensor como raúl cortal (cambiamos la c por la p, digo, para los que no entienden). ya está. qué lindo es vivir así. (el otro día me acordé, y hoy me vuelvo a acordar, qué paso con el blanquito de jackson?)

3. la más importante de todas. de marvaez (cambiamos la m por la n, antes que me trates de ijjjjnorante). en todos lados, en todos lados, la pucha, lo que es tener plata. me tenés las bolas al plato colombiano (no en forma despectiva el uso de "colombiano", si no en forma de, "colombiano gobernador de buenos aires").
lo más triste. LO MÁS TRISTE..
es la gente que lo a a votar.

la misma gente estúpida que votó en su momento a lavagna, hoy lo vota al colombianmen...vamos amigos, es todo la misma mierda... (un hurra a los paréntesis) hurra! (la misma mierda, no porque el amigo colombeeeeano si llegara a ganar va a estar once horas después dándose un abrazo con el ameego k, si no porque, es toda la misma mierda justicialista vista desde otras lineas blancas, y desde otras deformaciones narizísticas) (bah, quién dice justicialismo en este caso, dice algo empieza con que d y sigue con u y le sigue una a con una h antes de la y despues de la u, y tres letritas más que le siguen a la a. sí, a ese mismo que le cantaban "ANDATE A DORMIR VOOOOOOOOOO")



pará, algo más con resssspecto a la atttualidad.

4. ay señora, estos italianos, teniendo un primer ministro como el que tienen. que desfachatéz, dónde se vió?!



ah, no querida, pero eso es primer mundo, verdad, son personas avanzadas, son open mind ("open mainnnnnnnnnnnnnnnn me toco me toco me toco" como diría la casán).

aunque.. aunque.. mucho primer mundo, mucho hemisferio norte, mucho iiiiurop, pero acá tuvimos unos cantos años a uno así; qué ahora esté decrépito, y en las últimas (ay! que desgracia! cómo vas a decir eso nene! tocá madera!... .... . . . . . . . . .. . . . . . .) decía, que ahora se parezca a un tataratataratataratatarabisabuelo que no llega a fin de mes con los miseros centavos de jubilación.. no singifica que nos tenemos que sentir afuera del primer mundo. sientase feliz señora! nosotros también supimos pertenercer al primer mundo! si, ya sé que causa tristeza ver ese tapadito de zorro en el placard, sufriendo por haberlo usado taaaaaaaaanto tiempo, y que ahora, poder hacerlo feliz con su zorrito hijito al lado cueste el triple, y ya sé que el viajecito a miami previa recorrida de iurop en cuarentaytres días hoy lo tenga que hacer cada cuatro meses y no una vez por mes (ah, pero no se queje! imagínese viajando en su primera clase! con esto de la gripe de alta sociedad, digo porcina, y la enoooooooooooooooooooorme posibilidad de que el avión pueda ser derribado en cualquier momento por una tormenta!)..
....... em, dónde estaba.. ah, sí.. que aunque ese que tiene pinta de tataratatara.. esté en las últimas, mendigando migajas de popularidad-permanencia, también supo ser y hacernos sentir primer mundistas. ORRRRRRGULLLLLLLLOSSSSSSSHHHHHHHHHHHHHHHHHOSSSSS deberíamos sentirnos por haber vivído todo eso, ORRRRRGUUUULLLLLOOOOSSHHHHHHHHHHHHHOSSSSSSSSSSSSS de que hayamos vivido lo mismo que están viviendo los italianos...


...

...

mierda, me saltó la vecina de belgrano..
decía, cómo puede existir un primer ministro así, cómo pueden ser gobernados, MAneJAdos por un ser así. ay estos europeos, tanto open mind...









..............
................














............
..........
la puta, qué vale la pena estar vivo!...

06 junio 2009

hágase jipie

hágase jipie, destornille una maquina

02 junio 2009

cuál es esa "necesidad" estúpida de decir : "Hay DOS ARGENTINOS .."
cuando la noticia no deberia pasar por saber cuantos argentinos, brasileros, kenianos o helsinkienos había en dicho aeroplano... ay, ay, ay, esta necesidad de que haya un argentino en todas las noticias mundiales.. vamos, come on como diría hewitt, las noticias no pasan por si hay un argentino o no..pero igual, acordate de votar al partido nacionalista, que esos son los que valen la pena. y aguante el martín fierro carajo.

..

28 mayo 2009

el artista
hay que verla, qué de monstruos increíbles.

22 mayo 2009

21 mayo 2009

qué es lo más grosso de la llegada de los nuevos hanson al país?
ver Nenas haciendo los "cuernos" con las manos, como buenas rockstars que son.






es casi tan bizarro, como un flaco muyyyyyyyyyyyyyyy alto y grandote, en medio de un recital de lisandro, haciendo el mismo gesto.
y es casi tan gracioso, como el metalero postbailenenafamiliar de little miss sunshine.



la "ferviente adolescencia" qué va a ver a estos fieles hijos de dió, buenísimo.
pero algo totalmente asqueante es ver a esas pendejas que superan los doscientos cuatro meses de edad, que después van a ver radiohead. por ejemplo.


cuál es la diferencia de lossssssssssssssssssssss gionas y cristian castro?
que son virgenes, que cantan en inglés, y no son grasa mámi.
gil, aguante castro que es golpeador innato!

16 mayo 2009

y dónde están los poetas
se pregunta en el insensible otoño




suicidándose señora, suicidándose.

25 abril 2009

(salven a las palomas)

Al levantar la persiana del dormitorio, vi una vez el cadáver de una paloma en una azotea muy próxima a este edificio. Lo había visto ya hace unos días, y volví a verlo más recientemente, y en esa segunda oportunidad había visto a la pareja de la paloma muerta en actitud de velorio, parada muy quieta a uno o dos metros del cuerpo, de espaldas a mí, mirando fijamente al muerto. O quién sabe adónde, porque cuando una paloma quiere mirar algo de frente pone la cabeza de costado, como los bizcos; pero lo cierto es que su pico enfrentaba el centro del cuerpo muerto. Hoy volví a verla; parece que es cierto lo que he leído del duelo de las palomas. Pero hoy la escena tuvo momentos dramáticos. Sin saber si esto será fiel a la verdad, voy a designar a la paloma viva como < < la viuda > >, asumiendo que el cadáver es un macho. Cuando lo vi por primera vez, se me presentó el enigma de las causas de la muerte. No podía imaginar qué accidente pudo haberle sucedido a esa altura de un tercer piso, en una azotea que dificilmente sea visitada por alguien, ya que no tiene nada, ni plantas, ni cuerda de tender la ropa, nada. Es probable que sólo pasen allí cuando necesiten limpiar el tanque de agua, y nada más. La paloma yace cerca del centro de la azotea, qé tendrá unos cincuenta metros cuadrados, un rectángulo cuyo lado más largo corre paralelo a este edificio. La viuda estaba parada, quieta, en el mismo lugar del otro día; no puedo tener idea de cuánto tiempo pasará allí, porque hace días que no miro por esa ventana a horas razonables, pero da la impresión de que no se mueve de ese lugar. Aunque supongo que de noche se irá a dormir a otro lugar más apropiado.
Me pregunté qué sabrían de la muerte las palomas. En cierto momento me dio la impresión de que la viuda no estaba exactamente en actitud de duelo, sino de espera; como si pensara que el estado del cadáver fuera reversible. En cierto modo esta idea se me confirmó cuando empezó a soplar viento. La viuda se excitó, porque parecía que el cadáver cobraba movimiento; un ala estaba extendida, como caída a un lado, se agitaba como en un aleteo. Ahí la viuda dejó su quietud y empezó a moverse nerviosamente de un lado a otro, en línea recta; pero no se acercó al cadáver. Hacía un breve recorrido de ida y vuelta y movía nerviosamente la cabeza. Cuando el viento cesaba, ella volvía a su actitud de espera. Esto se repitió dos o tres veces, con cada nueva ráfaga. Yo seguía postergando mi desayuno, fascinado por la escena. En cierto momento mi memoria me entregó la clave de la tragedia que estaba contemplando; recordé de golpe que hacía unos cuantos meses había visto otra escena incomprensible: en el balcón del hotel de enfrente, y un piso más arriba del mío, había visto a un hombre, no joven ni delgado, entregado a una extraña actividad. El hotel ya no funcionaba como tal; está cerrado y en pésimas condiciones. Le faltan ventanas y persianas, e incluso una de esas aberturas que da al balcón no tiene puerta. En el piso de abajo siempre hay una ventanita iluminada por las noches; no sé quiénes vivirán allí, ni si serán habitantes legales. Otras veces había visto a alguien, un hombre más joven y más delgado que aquel otro, tomando mate en el blacón de ese piso que está a la altura del mío. En la extraña escena que me trajo la memoria, el hombre no joven ni delgado tiraba piedras con una honda, apuntando hacia la esquina, en cruz con el hotel. El hombre había advertido mi presencia en mi ventana y había realizado varios tiros seguidos, como al azar, y desaparecido dentro del hotel. Me imaginé que había encontrado una honda en la calle y no había podido sustraerse a la tentación de hacer algunos tiros. Pero hoy comprendí que no era así, que ese hombre odia a las palomas y se fabricó él mismo esa honda para matar a las que se le pongan a tiro. Parece fantástico, pero tengo la certeza de que es así. Espero que la viuda se salve.
Mientras yo seguía absorto en la escena, junto a mi ventana, vi que llegaba volando un macho, se acercaba a la viuda y comenzaba un vehemente bailecito de cortejo. La viuda se puso furiosa; reaccionó con extrema violencia, abriendo las alas y lanzándose contra el seductor, con el pico abierto listo para usarlo. El macho se fue a toda velocidad. La viuda quedó bailoteando su furia en el pretil de la azotea, hasta donde la había llevado el impulso de su persecución. Y caminó por el pretil desesperada, de un lado a otro, de un lado a otro, girando sobre sí misma de manera loca e incompleta; como en uno de esos habituales bailecitos de cortejo pero mal hecho, cortado, rabioso, con la cabeza oscilando a izquierda y derecha y un aire realmente desolado; se veía que no podía contener su dolor, no sabía qué hacer con él.
Después se calmó y volvió a su puesto a uno o dos metros del muerto. Y después empezó una llovizna, y ella aguantó todo lo que pudo, pero la llovizna arreció y ella se fue volando.



(en, la novela luminosa de mario levrero)

23 abril 2009



eso fue hace dos años, fugaz.






viajando hacia el fondo de la noche
con los huesos hartos de esperar

21 abril 2009



He said really I just want to dance
Good and evil match perfect, it's a great romance
And I can deal with some psychic pain
If it'll slow down my higher brain
Veins full of disappearing ink
Vomiting in your kitchen sink
Disconnecting from the missing link
This is not my life
It's just a fond farewell to a friend
It's not what I'm like
I'ts just a fond farewell to a friend
Who couldn't get things right
A fond farewell to a friend
I see you're leaving me
And taking up with the enemy
The cold comfort of the in-between
A little less than a human being
A little less than a happy high
A little less than a suicide
The only things that you really tried
This is not my life
It's just a fond farewell to a friend
It's not what I'm like
It's just a fond farewell to a friend
Who couldn't get things right
A fond farewell to a friend
This is not my life
It's just a fond farewell to a friend

18 abril 2009

Es extraño que todo huela bien,
-quiero decir por todos los hombres muertos.
Es extraño que
este día huela ben
cuando
el mundo está
podrido.


--------


Qué es pensar sino instalar una duda o pegarle el piedrazo al ojo apuntado.

Lastimar. Coger, qué diferencia encontrás con pensar. Tomar algo, beber. También darse, estar. Presentarse en ese barrio con todos los ojos o las miradas ahí. Arriesgarse. Poner el cuerpo. Sostener con el lomo lo que desea el deseo. Desear con todos los miedos. Pensar de a dos el tiempo y la muerte en un colchón de cierta tarde o noche mientras el mundo se preocupa u observa otra cosa diferente o muy importante. Pero dos cuerpos solos hacen días, tiempo, esto nadie lo duda porque es matemático. Quien pretende tiempo lo consigue. Claro, es limitado, qué cosa no lo es.

Se me escapa, el inatrapable deseo como río, moja, lame, enjuaga y sigue rumbo hacia donde puede y gana el paso por guerrero y estirpe. Penar. Pensar quise decir, dudar y acertar en el ojo, en la mirada. Imponer mi mirar como piedrazo. Lastimar. Coger, tomar, qué diferencia con beber, ya es tarde, el colchón está húmedo por el sudor de los cuerpos. Y por el sol o los rayos que cruzan esa ventana presta. Construcción con huecos. También el viento, no solo los haces de luz, también el viento y el sudor y las ganas y el tiempo. Ya es tarde. Qué es pensar


(ambos en Cer Dos, Crack-up)


(del mismo libro y ya subido acá. imposible dejarlo de lado.imposible).

Estaban los dos
en la habitación sucia
con quince botellas de diferentes cosas
tiradas por el suelo
sobre la alfombra podrida
por el agua de la última lluvia
y entonces ella le dijo
bueno
lo hacemos o no
como si el miedo a la certeza
fuera menor que el de la incertidumbre
y él miró unas fotos que tenía arriba de un pedazo de madera
que hacía las veces de mesita de luz
y miró la botella de jota bé
casi vacía
y pensó
carajo
la compré el miércoles
y ella le levantó la cabeza
y le dijo
por favor coco
te necesito acá sabés

más vale
hacélo

le dijo él
ella se sacó la ropa
despacio
y él
que tenía puesta la camiseta de la suerte
se acordó de los días en colonia
y de las 16 veces que cogieron
en tres noches
y de cómo se miraron
y se enredaron las piernas
y se rieron de todo
y creyeron
que eran inmortales
o jóvenes para siempre
ella se sacó la bombacha
y la puso arriba del pantalón de él
y él la agarró y la olió
porque quería sentir el olor de la sangre que no llegaba
y no
claro que no
no había sangre ahí
querés que apague la luz
dijo él
murmurando
no
dijo ella
tengo que embocar en la cuneta
ah sí
dijo él
y unos segundos después
dijo
claro
ella meó detrás de la puerta de la pieza que estaba en la terraza
y llenó el táper chiquito con el meo que tenía
retenido
hacía más de tres horas
después puso una tinta
es un reactivo dijo
y entró
y se sentó al lado de él
y empezó a temblar
hay que esperar cinco minutos
dijo con la voz quebrada
cinco minutos
dijo él
cinco minutos
repitió ella
y los temblores se hicieron más fuertes
y las agujas del reloj metálico de él
sonaban desesperadas
y rápidas
y había demasiador uido
en el silencio de la habitación
miró el reloj
ella
él no sabía qué hacer
si tocarla o no
o abrazarla ahora o después
o decir algo gracioso
no hizo nada
volvió a mirarlo
él notó la sensación fría de las primeras gotas de sudor en la frente
y se limpió la camiseta
miró otra vez
falta
le gritó él
no pasaron cinco minutos
ella lloriqueaba
no me hables así
por favor
le dijo
la siguiente vez
sí habían pasado los minutos necesarios
ella le señaló su reloj de muñeca
voy yo
preguntó él
los dos
dijo ella
caminaron tres pasos juntos
pero ella se agachó y él no vio nada
hasta tres segundos después
estoy embarazada

dijo temblando
y empezó a decir que estaba embarazada
y lo repetía y se movía en la habitación muy rápido
y puteaba fuerte
entonces él
cerró la puerta para que no se oyera nada
y apoyó la espalda en el póster de marilyn monroe
me muero
gritaba
y repetía que estaba embarazada
otra vez
y que la puta madre que me parió
y la concha de mi madre
y lloraba y temblaba
cuando él la quiso agarrar ella se zafó
y le dijo
dejáme
dejáme un poco
y estuvo así unos minutos más
seguramente cinco
hasta que se tiró en la cama
y le dijo
vení
se sentaron los dos
y ella lo miró
y le dijo
qué querés hacer
cómo qué querés hacer
dijo él
no lo vamos a tener
dudó ella
claro que no
dijo él
y después habló ella
y le explicó cómo iban a ser las cosas
y dónde tenían que ir
y que salía tanto si estaba de un mes
y más si era más y menos si era menos
y ella calculaba
más o menos un mes
o menos
sí dijo
puede que sea menos
había que comprar dos medicamentos
y las agujas y las cosas para la operación
y el lugar es en el culo del mundo
y esta vez no se lo iba a decir a la madre
porque era la tercera
y la madre se iba a morir
así que nno
de ninguna manera
eso sí
le dijo
necesito que estés conmigo

dijo él
claro
yo estoy
y te necesito fresco
fresco
dijo él

no me gustaría que estuvieras en pedo todos los días
está bien
dijo él
más vale
ella le pidió que dijera algo
que le preguntara lo que quisiera
pero que no se quedara callado
pero él no dijo nada
la tumbó para que se acostara
y la tapó con la sábana
y una frazada porque dijo que tenía frío
ella se durmió
y él no podía estar acostado
así que fue hasta la basura
y sacó la tirita con dos líneas
la miró
y buscó la caja
leyó todo lo que estaba escrito
y guardó la tirita en un cajón
volvió a tirar la caja
cerró la basura
agarró la botella
prendió un cigarrillo
lo fumó tirando el humo por la ventana abierta
y terminó lo que quedaba de whisky
tiró el cigarrillo
y apoyó
en la oscuridad
la botella contra el piso
había un vaso
y la despertó
le dijo media dormida
vení conmigo pá
vení acá
abrazáme
entonces
él se sacó la camiseta de la suerte
prendió la radio
y se metió en la cama.

17 abril 2009

sefiní-poco se sabe

sefiní

basta por esta noche cierro
la puerta me pongo
el saco guardo
los papelitos donde
no hago sino hablar de ti
mentir sobre tu paradero
cuerpo que me has de temblar


-
poco se sabe

Yo no sabía que
no tenerte podía ser dulce como
nombrarte para que vengas aunque
no vengas y no haya sino
tu ausencia tan
dura como el golpe que
me di en la cara pensando en vos



(juan gelman)

13 abril 2009

El asesino de mamá canta canciones en un inglés muy barato, su pronunciación es el verídico resultado de una mezcla de arameo y portugués con la desazón de un aire acondicionado de la mañana; es un inglés que te hace reír, te lo aseguro. El asesino de mamá habla en voz baja, imperceptible, algo que pesa; una daga o su propia voluntad lo hace hablar en un inglés cómico y de bajo volumen. El asesino de mamá ya no llora, ya no ve para atrás cuando camina, a veces corre; sí, a veces corre. Y otras veces juega a caminar rápido, detenerse, volver a caminar rápido y detenerse otra vez, sin mirar ni un solo segundo las sombras que caminan por detrás y que ayer lo atormentaban. A veces camina con la mirada al frente aunque todavía le cuesta que el cielo sea perpendicular a su mirada. El asesino de mamá cuando juega a caminar rápido, no tiene miedo de hablar. En su hablar ya no queda rencor, sólo se dibuja una pequeña porción de culpa en los puntos suspensivos de su habla.
El asesino de mamá no sabe que lo estamos vigilando; mejor dicho, el asesino de mamá no sabe que lo estoy vigilando. Algunos de la familia me odian por seguirlo. Dicen que cambió, que la culpa forma parte de su estado natural, pero que el odio y el rencor se borraron de su cabeza. Yo no le creo. A veces, por las noches, el asesino de mamá mueve las manos de una forma rara, el inglés cómico mezcla de arameo y portugués se convierte en un rezo enfermizo, de todos los colores e idiomas posibles; sus mejillas se humedecen por una cantidad infinita de lágrimas, que por alguna razón, no caen al suelo, se mantienen ahí, entre el aire oscuro de los rezos y sus mejillas.
El asesino de mamá mueve las manos de una forma rara, sus ojos dibujan tristeza, pero ahí en el fondo sigue habiendo odio. A pesar de su inglés cómico y de su casi heroico andar, El asesino de mamá va a volver a matar. Y nadie me cree.



Está escrito en su pared.

08 abril 2009

era tan linda que cuando hablaba sola en el 44 la gente le sonreía, y hasta alguien sacó su lengua, tiernamente, dos veces.

destino, ya sabés como soy. querés dejar de esconderte de una vez?

31 marzo 2009

lo mejor de la noche de un lunes lluvioso es estar al costado de un techo deseando que el colectivo no llegue, con auriculares y la voz más hermosa de todas cantando a duo casi gritando con tu horrenda y húmeda voz
I got my feet on the ground and I dont go to sleep to dream.
You got this head in the clouds and youre not at all what you seem.
This mind, this body, and this voice cannot be stifled by your deviant ways.
So dont forget what I told you, dont come around, I got my own hell to raise.
y sin darte cuenta estás haciendo un desvergonzado e invisible bailecito, inmortalizando las gotas qué, nadie sabe cómo, caen solamente en el agujero de la zapatilla derecha; el que está mágicamente sobre el dedo gordo de dicho pie, el que mágicamente es pequeño para que dicho dedo pueda sonreír y salir a tomar aire de vez en cuando; en el que caen las gotas y tus zapatillas siguen secas, salvo ahí, nadie sabe por qué..

lo peor de la noche de un lunes lluvioso es ver que ya no caen gotas del otro lado de la ventana y que todavía no intercambiamos más de diez palabras como para reafirmar o deshacer el enamoramiento infantil que me inventé y que vos nunca sabrás en base a pequeñas sonrisas robadas de tu cara..


lo bueno que en el iu tube está la misma versión que en el disco de versiones en vivo. asique sólo faltaría la lluvia, el agujero y las gotas.. y las palabras..

era más lindo cuando se daba con las duras,
no ahora que lo quieren hacer un autómata más, que le cristalizan los ojos con pastillitas de todos los colores y no le dan sentido a su alma. un asco, un asco. que pase rápido este momento, que vuelva al ayer, o deje de serlo, pero que no sea nunca más el de hoy!

28 marzo 2009

paradigma es una palabra increible.

27 marzo 2009

Y tu musa emperatriz derrama lágrimas de fuerte tristeza porque hoy es la persona más indefensa de todas: aquél hombre mayor en esa mesa acompañando su vaso de vino con la sombra de una ausencia presente; ese edificio antiguo en medio de tanta modernidad; o tus billetes todos arrugados que se escapan del interior de tu billetera en uno de los rincones de la mesa. Todo en este mundo, en esta noche, en esta mesa, es absolutamente hiriente para su estabilidad. Quedan fijos mirándose; en realidad, ella te mira fijo. Vos miras sus manos ir y venir, ves como sus dedos pasan por su cara como digno limpiador de parabrisas bajo una tormenta obsoleta en medio de la ruta treinta y dos. Ella te mira, y sus manos también. Te mira pidiéndote que reacciones, qué te pares y corras a cambiar el mundo en segundos; qué hagas todos los edificios en la cuadra tan coloniales como es aquél que ella ve con ojos de emoción; o qué personifiques un amigo de aquél anciano sentado a metros de ustedes.

Pero vos no lo hacés; tal vez por cansancio o por tu pesimismo que de antemano te avisa que no lo podés cambiar. En cambio, te quedas viéndola llorar. Tu corazón, un poco alcoholizado, también te pide a gritos que hagas algo, que no podés dejarla cometer semejante acto de maldad: que llore y que nadie le diga que está arruinando todo su maquillaje. Aunque vos sabes, que es mentira lo que dice tu corazón; ella con sus lágrimas y con su maquillaje corrido es más preciosa que cualquier vaso de alcohol.

Los próximos minutos corren iguales que los primeros. Nadie en todo el lugar se percata de sus lágrimas; por un lado pensás que sería incomodo que otra persona la vea llorar. Ella habla de su día, de las peleas que mantuvo por horas con su jefe, de su carta de despido que se avecina; se queja del poco tiempo que le queda para terminar de estudiar todo lo que no estudió en las semanas anteriores. A punto de decirle que se vaya, que vaya a estudiar, algo te lo impide. La circunstancia, el tiempo, el momento, no es el exacto. No debes interrumpirla. A pesar de que su tristeza caiga como misil en tu alma, sabes que a los dos les hace bien todo este momento.

Su silencio permanente de largos segundos, de casi largos minutos, te permite pensar en cosas que nunca pensaste que ibas a pensar; no, en realidad lo que vos nunca imaginaste fue encontrarte en una situación así. Te acordás del pasado en el que fuiste un poquito más joven y tus noches eran cómplices de las borracheras de Bukowski, de las de Poe, de las de Arlt o del mismismo Esteban Espósito bajo palabras de Castillo.

Por una eternidad, en donde todo transcurre en cámara lenta, tus pensamientos vuelven a aquellas noches. Haces un leve movimiento de labios que ella percata; interroga tus motivos por tal acción. Y lo único que le respondás te impresiona por su longitud y tu facilidad para que se resbale de tu boca en un tono tan entendible como destructivo: “es que cuando lloras, sos más hermosa que cuando te desnudas y nos acostamos juntos bajo el frío temporal de todas las noches de esta ciudad. Pero dale, seguí hablando, seguí nombrando a tu jefe y tus profesores. Seguí imaginando el pasado triste de ese viejo, o de los propios motivos por los cuales la casona de la esquina no fue remodelada. Vos seguí llorando, no te preocupes por las arrugas de tu cara y del maquillaje. Llora tranquila que te estoy escuchando enamorándome cada vez más de tu fragilidad.”

No te deja seguir, igual sabés que no podés seguir. Fueron palabras que siempre te costaron decir, y hoy las decís con tanta facilidad. Ella no sonríe, a ella no se le escapa una mueca como se te escapó a vos. Al contrario, llora con más violencia; escuchás el caer de sus lágrimas en su tasa de café. Volvés a recordar a aquellos tipos que creías insensibles. No pensás en que harían ellos en tu lugar; sólo cuestionás su facilidad para hacer éso que sabés que seguramente harían en ese mismo barrio, esa misma noche y ante semejante monumento de mujer. Pero a la vez intentás creer que los ojos que te hablan adelante tuyo; a ellos también les afectaría en la firmeza de sus palabras.

Escuchas a una distancia grande pero mínima que se quiere ir. Alcanzás a pedirle qué todavía no se vaya, qué se quede un poco más. Qué te siga acompañando con sus lágrimas, qué de verdad la estás escuchando y la estás entendiendo. Levantás la vista intentando buscar al mozo. Intentás hacerle unas señas con los dedos, pero tu mano no responde; igual, tus ojos le indican su próximo acto a seguir. Entiende, y se acerca. Pero vos no dejás que se acerque muchos pasos porque no querés compartir lágrimas bellas con él; creés que no se merece presenciar algo tan simple, como natural, como hermoso. A una distancia acorde para que tu pedido sea escuchado sin tener que pasar por una repetición de términos que te hagan quedar como borracho y además sin saber pronunciar, le hablas para que no avance más “otra botella, por favor”.

Él da media vuelta y se va; ella hace gestos de negación con su rostro, y sigue llorando. Sabés cuál puede ser el final porque lo leíste varias veces. Lo que no sabés es si vos vas a poder continuar con esa tradición, o la vas a romper porque no le demostrás la confianza suficiente para que ella sepa que sus lágrimas pueden terminar de caer en la madera del cuarto de tu casa.

Se vuelve acercar el mozo con la nueva botella. Ya no te importa si reacciona ante lágrimas, no te importa porque sabes que él no se atreve a entrometerse en esa situación con preguntas que pueden causar insultos o el mismo abandono del lugar. Le pedís la cuenta pero sin antes pedirle un nuevo café. Ahora sí, ella te mira un poco más tranquila y acepta tu indirecta invitación a quedarse sentada en frente tuyo regalándote lágrimas que a otros ya hubiesen derrotado.

Y siguen sus lamentos; ahora llora por la diferencia forma de existencia de la mesa entre la cafeína y el alcohol. Crítica tu forma de tomar, y llora con mas rudeza; vos, tomás más. A ella se le enfría el café por culpa de su fina melancolía, pero se lo toma sin quejarse. Te percatás. Te das cuenta de lo que hace. Es el momento de partir, ya se entregó a la fiel decepción aceptación del ser humano. Ya el estoicismo invadió los cuatro, en este caso dos, extremos de la mesa. Decidís pararte, con tanta dificultad que sus lágrimas se mezclan con risas. Le gritas que ella es la borracha, que no puede reírse así. Ella y sus carcajadas se levantan para estar en seguida a tus espaldas ayudándote a mantenerte de pie. Recordas que Buk hubiese escrito que Chinaski terminaría desvistiéndose en un cuarto de hotel con esa mujer.

Se dirigen a tu casa que se encuentra a varias cuadras de distancia. Tal distancia les sirve para que ella decida que desde la mañana próxima iba a buscar un nuevo trabajo a pesar de tus insistencias de que puede irse a vivir junto a tu miserable sueldo y a vos. Ella sonríe entristecida excusándose que no va a alcanzar para muchas comidas.

Los dos entienden qué lo próximo que seguirá es tirar la ropa y el rastro de sus lágrimas a un costado de la almohada, en el suelo a pasos de la cama, esparcidas bajo la ventana.

18 marzo 2009

no tengo ganas de decirte algo que no sepas
porque ni siquiera me acuerdo cuando fue
el ultimo domingo que llovio a las siete de la tarde
en el banco de una plaza
un paraguas
vos y yo

16 marzo 2009

frío te extrañé MUCHO.

09 marzo 2009

tu vida en 65 minutos vigesimoterceravez

(extracto de las palabras dirigidas a la persona que me recomendo dicha película)

(..)es más que nada, para que todo lo que diga acá, quede acá, entre tu y yo. más que nada porque soy una persona muy patética y no quiero que otros lo sepan, aunque seguramente parte de todas mis ideas que estan ahora mismo en mi cabeza y que quiero contarte, lo copiaré en mi blog,porque tal vez quede satisfecho, y diga. "listo, no tengo nada más que decir por ahora al respecto"...


porque vos me recomendaste tu vida en 65 minutos.
y todos estos pensamientos nacen a partir de ahi.



en la vida normal, te tendria que putear, te tendria que odiar por haberme recomendado esa pelicula.
en mi vida, no,
no puedo.
aunque me duela mucho
y aunque
vea algo hermosamente doloroso,
no puedo odiar.

porque.
ingenuamente
boludamente
o como fuere

uno anda buscando cosas.
y tal vez tarda años en encontrar eso
y mas en la juventud, donde muchos boludos somos los boludos que sobrepensamos las cosas, buscamos algo, buscamos cosas.
y tu vida en 65 minutos me hizo encontrar algo.

me hizo encontrarme.

y es hermosamente doloroso que sienta todo esto,
hermoso, siempre hermoso, porque si pudiera elegir verla o no
creo que la veria
y en todas las vidas
y mentes nuevas e ingenuas la veria.


es una pelicula
muy norman.
como soy norman
puedo decir eso.


y tal vez no un 100%
pero soy un extremista
y tal vez no vivo en españa
ni hay vivencias similares entre protagonista de esa pelicula
y yo..
pero..
es tan norman.



y es increible
sentirme asi.
sentir que eso soy yo.

y es raro sentir que muchas personas se pueden sentir asi.
que puedan sentir
que tu vida en 65 minutos
es muy angelica
o muy federico
o muy antonieta.


es tan raro
y tan relajante..



soy un maricon, que llora con peliculas estupidas,
que vive en una ciclotimia atroz, que puede tener la mayor cara de culo y decir MIRA YO SOY RE MACHITO Y ME BANCO TODO pero no puedo dejar de llorar con ciertas cosas.


el dia
que realmente
pueda ver esta pelicula
sin necesidad
de querer llorar
de querer gritar
de sentir

el dia que pueda verla
sin que me toque el alma
sere otra persona

y tal vez
de ahora en mas
hay que buscar
ser esa otra persona.

mas que persona
ser otros pensamientos
ser otras necesidades
ser otras realidades
ser otro.


porque si estamos aca
es porque uno tiene que ser otro al que es ahora.
por eso intento pensar
que algun dia
dejare de sentirme ASI
cuando vea tu vida..


pero realmente
no se si me la creo
no se si algun dia voy a dejar
tal vez por cansancio,
por repeticion,
deje de sentir a esa pelicula tan mia

no se si voy a dejar este personaje pasivo que soy
para accionar
para ser..

pero qué Ser
cuando realmente
cuando realmente
no hay ganas de hacer..



escuchas un acorde hermoso
lees una frase hermosa
escuchas una voz preciosa
escuchas un grito alentador
un llanto con el desahogo mas grande del mundo
una risa contagiosa
lees un parrafo hermoso
tomas la cerveza mas fria
comes la pizza mas rica
vivis el invierno mas hermoso
usas la bufanda maslinda que tenes
te sentas en una plaza a dejarte llover
te imaginas la situacion mas hermosa de todas

y pensas..
si realmente sos algo que mueve
o algo que recibe

pensas si realmente tenes las ganas suficientes de ser algo y moverte
o darta cuenta que preferis otra cosa
que nunca vas a dar mas de lo que recibis
que recibis cosas mucho mas hermosa de las que das
que nunca vas a poder dar nada
que siempre recibis
espectador de tu propia vida

hasta el punto
de explotar
porque
te das cuenta
realmente
te das cuenta
que
todo
es
sumamente,
tenebrosamente,
hermosamente,
avasallante,

un acorde atómico
una frase de destrucción masiva
una caricia filosa
una noche hermosa.

y te das cuenta que no hay nada más..




porque la constancia se vuelve aburrida.

el circulo se cierra
cuando te das cuenta
que podés sonreír
con el más mínimo detalle.
destrucción total.
siempre es lo mismo.
vivir creyendo que nunca va a ser tan hermoso como lo que fue
ocultando la ingenua esperanza que en la mañana vendrá algo mejor, sin poder darte cuenta que en el hoy hay eleccion.





al final
te conmueve el más mínimo detalle
y cualquier movimiento
te puede desgarrar el alma.

y sufrir y reir y llorar y gritar y callar y callar
recibis todo lo que no das.
lo que nunca vas a poder dar.
y
es
una
mierda
darte
cuenta
que
nunca
vas
a
poder
ser
algo
porque
no
te
nace
porque
teparalizacualquierexternalización
teconmuevecualquiergesto
ysentís
hermososdolores
tancerteros.


(..)

03 marzo 2009

quiero escupir
hasta desangrar



hasta desangrarme y volverme a armar






quiero escupir
no parar de desmayarme
hasta que no pueda reaccionar















y que alguien me quiera armar.

27 febrero 2009

había una lista escrita, el itinerario de los miércoles, le habían puesto. estaba en colores, en crayones y en indelebles, en aerosoles ilegibles, en letras chicas, en letras claras, en letras torcidas, para la derecha, para la izquierda, de todas las formas, de todos los colores, con todos los puntos, con cualquiera signo y de cualquier forma, vertical, horizontal, diagonal, formando nubes, formando estrellas, formando piedad con las palabras.
a continuación algunos de los puntos que cualquiera podía dejar como huella en esa pared:


paso siete
- ría hasta que no pueda reírse más.


paso cuatro
- ría hasta que se olvide de llorar


paso ce
-lloré cada vez que se rompa la uña


paso veintitrés
-caiga sólo al morir de pie, el orgasmo de no querer más


paso ere
- el cuatro no sabe llorar


paso setentaydos
-ama hasta que duela el alma de amar


paso setentaytres
-ama hasta que duela el alma de mamar


paso uno
- escribime


paso doce
- miré antes de cruzar la calle


paso asterísco
- no escriba pelotudeces


paso asterisco asterisco
- no seas pelotudo


paso asterisco
- ves, escriben pelotudeces

paso asterisco asterisco
- ves, sos un pelotudo

paso numeral
- son dos pelotudos


paso estrella
- somos todos hermosos


paso asterísco
- somos todos hermosos


paso trescientosdiez
- olvídese del orden


paso trescientosnueve
- bueno


paso cuarentaysiete
- ama la cerveza de cada mesa


paso ochentayocho
- ame a riverito


paso novecientosnoventaynueve
- no vea el diablo escondido en todos lados


paso mil
- somos todos hermosos


paso uno
- escribime

paso ere
-déjese besar


paso once
- mátese, sea digno.


y la pared estaba llena de palabras de diferentes colores, y era tan inmensa esa pared que siempre había lugar para escribir, nunca se llenaba.
hasta que un día la quisieron demoler. nadie se quedó delante de la pared. todos rodearon la topadora, sacaron sus birómes, marcadores, aerosoles, crayones y los rodillos y se pusieron a escribir sobre ese color amarillo anaranjado horrible.
los años pasaron, la topadora quedó ahí. eso sí, no se entiende nada lo que dice, todas las palabras superpuestas, completamente inentendibles. la topadora no era inmensa. la superficie de la topadora estaba tapada y nadie entendía lo que se había escrito. la topadora había perdido todo su poder.

24 febrero 2009

plush



te extraño así descalza en la cocina hablandome de amor
y esas pelis y esos libros y esos discos que fueron como hijos malcriados por los dos
y cuantas cosas te pude yo decir y no te dije..
eso se llama, eso se llama no animarse, no animarse
mover mundos, no animarse
desvestirse y no animarse
y no amigarme con lo que quedo de vos

y esa larga caminata sin sentido bajo un sol inmenso y de colores amarillos
y el cafe que dejamos sin tomar para vernos otro dia, en otra vida, en otro sitio
y no sabes del miedo si vas o no a venir
eso se llama, eso se llama no animarse, no animarse
y en este mundo de cosas importantes donde perderse es un lugar mejor
yo no te quiero tan distante , tan solita y vulnerable yo te quiero tan radiante,
como si fuera ayer


y parece ser que hoy me levante hablandole de vos de vuelta a mis oidos..


(letra soydeplush
video soydeplush&sietecielos)

yo sólo sé que este tipo escribe increible.
allá entrando a la youtube, busquen "hambre punk" o "la útlima habitación del mundo", eso se llama la-literatura-que-todos-deberíamos-sentir.

18 febrero 2009

Estaba soñando qué:

Lapegüe trabajaba para canal siete, o algún otro canal Dominado por el estado. Soñé que era el aula magna de alguna universidad, o un anfiteatro, qué había personas reunidas para discutir de política y para ver qué hacer con el mañana. Soñé que la gente se reunía para debatir y se callaban cuando otros hablaban. Qué escuchaban en silencio y anotaban los puntos que no compartían, qué no se interrumpían y dejaban expresarse libremente. Hasta que llegó Lapegüe.
Lapegüe había llegado para entrevistar a alguno de los participantes de dicha “reunión”. La sala esta llena, sentados en butaquitas esperando su turno. Lapegüe se sienta en los escalones de uno de los pasillos del costado, más precisamente del lado izquierdo del escenario mirándolo de frente, adelante, en la quinta fila central. Lapegüe hace una pregunta a uno que está parado hablando y la sala se viene abajo. Se viene abajo porque la gente empieza a gritar, y ya no dejan escuchar, se viene abajo porque la gente quiere gritar su verdad y no deja escuchar la de nadie más. Multiplicado esto por los centenares de personas que hay, no lo hace un lugar agradable para esperar. La gente empieza a cantar, peronistas por acá, radicales por allá. Diez minutos. La gente se calla. Lapegüe sigue sentado en los escalones del pasillo de la izquierda del escenario mirándolo de frente, en la quinta fila central. Todos callados, como apagados de un segundo al otro. Lapegüe pregunta por la presidencia de Fernández, y la de su marido. Uno responde, eufórico, defensor a rajatabla. Defiende cada una de las medidas tomadas, y dice que se siente representado. Se para una mujer del fondo, no más de 20 años y pide la palabra. Empieza a hablar de las medidas mal tomadas de los dos últimos mandatos que se sucedieron pero no dura ni dos minutos. El de adelante se da vuelta y la putea. Le grita. Y otra vez se viene todo abajo. Cantan la marcha peronista, cantan canciones a favor de la presidente. Lo bueno es que en algún momento se callan y dan lugares a los otros, o tal vez siguen cantando pero disminuyen los decibeles de sus voces para escuchar que cantan los otros. Los otros, sumado la niña de 20 años cantan canciones con rimas forzadas, sobre gente opositora al gobierno. También están los que no cantaron al principio, ni ahora. Se quedaron callados. Están callados. No gritan, hacen caras, se lamentan. Pero no gritan.
Lapegüe habla por encima de la niña de 20 años que canta canciones con rimas forzadas, se había parado para llamar la atención de los presentes. Ni bien acaparó la atención de la mayoría, vuelve a sentarse, esta vez mirando a la gente. Empieza a hablar. Se le escuchan palabras como burgués, gente con plata, gorilas, golpe de estado, democracia, y en el final se escucha: “porque seguramente algunos prefieren irse a vivir a Francia que quedarse acá, sin saber que la revolución romántica nunca existió”.
Al segundo se para un hombre de pelo largo atado. Se queda parado en la octava fila de butacas de la izquierda, a la izquierda del pasillo donde Lapegüe estaba sentado. Lo mira al periodista y abre su boca “Prefiero soñar que existe algo más, prefiero irme a París buscando un ideal, que quedarme acá entendiendo cada vez más porque la política con gente como vos es una mierda. No quiero ofenderte, pero la gente como vos y la mayoría de los que están acá, me dan asco. Me encantaría que se den cuenta que están yendo por mal camino, por los caminos más largos, pierden tiempo. Tienen poder y pierden tiempo, duermen con poder y lo ejercen para su propio beneficio y el de algunos pocos. Me dan asco la gente así. Me dan asco ustedes. La política no es esto. La política no es una de fútbol, no se quien canta más fuerte, quién la tiene más larga. La política no es cuestión de bajare los pantalones para que otro vea la flor de pija que decís tener, y antes de darse cuenta te la esté chupando. La política es una mierda, con gente como ustedes”. El silencio estaba presente, Lapegüe lo miraba con los ojos abiertos, con una sonrisa y la mano en le micrófono. Todo el mundo callado, pero el señor de pelo largo atado seguía parado. El periodista estaba a punto de emitir palabra, pero el señor de pelo largo siguió hablando, ya había tomado mucho aire. “La política tiene que ser un camino, un bien, no un negocio. Los hijos de puta que hacen negocios con la política son exactamente eso, unos hijos de puta. Los hijos de puta que quieren imponer su verdad con miedo, son exactamente eso, unos hijos de puta. La política tiene que ser el camino para llegar a los otros, a los vecinos, a nuestros hijos, a nuestros enemigos. No tiene que separar. No hay que separar como acabás de hacer vos, que los que están en contra del gobierno son gorilas, son golpistas. Yo no soy golpista, yo no quiero un golpe de estado, yo no quiero levantarme en armas, yo no quiero bajar a nadie por la fuerza, más que la del voto popular, entonces no me podés decir golpista por no estar de acuerdo con vos. Con ustedes, con la mayoría de lo que están acá, por suerte en silencio, con ganas de putearme, pero por favor, déjenme hablar. Muy pocos nos quedamos callados escuchando sus canciones sin sentido, su amor y odio entre ustedes y hacia este gobierno, ahora déjenme hablar a mí, o a cualquiera que se quedo callado escuchándolos. Está bien, a la salida pueden cagarme a trompadas, pueden amenazarme, pueden poner a cualquiera contra mi, está bien, a mi no me importa eso de verdad. Ustedes deberían usar la política para otra cosa, no para separar. La política tiene que unir, no tiene que concentrarse en uno sólo, en unos pocos, tienen que representar a todos, se tiene que llegar a un consenso común, y no al beneficio de unos pocos. Acá no entienden que tienen que dejar de ver quién la tiene más larga, y tienen que empezar a saber usarla. La política como ustedes la están planteando acá, es una mierda. Para qué creer en algo que puede ser bueno si la gente sigue haciendo las mismas cagadas de siempre. No aprendieron, dicen que aprendieron y no aprendimos nada. Y eso, es una mierda. Más allá de cantar y de putearse, ninguno habló de lo que hay que hacer y de cómo se podría hacer, nadie habló de soluciones o de posibles soluciones, nadie habló ni de las causas, sólo hablan de las consecuencias. Pero no se dan cuenta que pueden prevenir esas consecuencias, que por tratar a la política como un medio para hacer negocio, dejan proyectos archivados, escondidos en los cajones. Qué pasa después, llegan las consecuencias, nos ponemos las botas y vamos a ver la realidad. Decimos que esto es una catástrofe, y lo primero que hacemos cuando volvemos a nuestras mansiones calentitas es abrir el cajón y aprobar un proyecto que hace meses que estaba guardado. Decimos que hacemos las cosas bien, y nos regocijamos en lo que hacemos bien, sin tener la estúpida moral de entender que podíamos haberlo hecho antes. Siempre acá primero llegan las consecuencias, lo primero que hacemos cuando llegamos al poder, es aumentar el poder adquisitivo que tenemos, llenarnos los bolsillos, hacer negocios. Después sí, tal vez, ayudamos. Y no me vengan con que hicieron cosas bien, porque sí, alguna vez alguien habrá hecho algo bien, pero siempre hacen cagadas. Y sabés qué Lapegüe, yo puedo añorar a alguien que fue presidente cuando yo no había nacido todavía, pero eso no significa nada, acá todos creemos que mirando a los lideres del pasado podemos vivir, sin entender que la historia implica transformaciones a lo largo del tiempo. Seguramente, en unos cuantos años, cuando la gente se canse de ser tan necia, esto que estoy diciendo lo dirá una mayoría, qué hermoso seria, qué hermoso sería. Qué hermoso sería que la política sea un camino para llegar al de al lado, que primero estén nuestros hijos, y luego nosotros. Qué primero esté la comida para que nuestros hijos dejen de tener dolores de panza, y después el bolsillo. Qué antes del bolsillo esté la creación de oportunidades para los que no las tienen a centímetros de la mano. Qué seamos una patria, pero no una patria como la ven ustedes de bandera celeste y blanca. Una patria de ser latinoamericanos, de ser del hemisferio sur, de ser del mundo, de ser humanos. De ser todos iguales, del país que seamos, que seamos humanos, y nada más que eso, lejos de banderas de mierda, de nacionalismos mentirosos y de patrias sin sentido. Qué hermoso sería si se dieran cuenta que no somos propios a un país, o a una región. Qué hermoso sería si pudieran entender que la política no se trata de quien la tiene más larga, si no de cómo se usa, en silencio, sin decir nada, usarla, hacer. Hacer que la política valga la pena, y no crear personas como uno. Qué mientras los escucha cantar, y decir que la verdad es la de uno, nos dan ganas de irnos. De irnos a la mierda, porque hacen que descrea completamente de todo esto. Cada uno que sube, aumenta su codicia, cada uno que tiene poder, quiere más y más, miente, es soberbio, y hace política con nosotros, los humildes. A mi me tienen podrido que me usen para darles votos, sí, debo admitirlo, sirve, pero no salimos a ningún lado. Mi hijo no tiene para comer, pero una vez cada tanto ellos me dan, para que me acuerde de votarlos. La política no es ganarse los votos, es hacer. La política no es mantenerse en el poder años, no saben lo hermoso que sería llegar, hacer que las cosas realmente cambien e irse, no tener que volver. Por qué no tener que volver, porque el que me sigue se dio cuenta cual es la forma de hacer política. Y así poder formar una cadena de personas que sepan como manejar esto. Sin cagarse en la gente, sin cagarse en los demás, sin ser uno mismo el que se pone adelante d el resto, sin ponernos en primer plano. Pero eso no va a pasar nunca. Prefiero creer en la revolución romántica de las cosas, prefiero creer, cada vez mas o cada vez menos, ya no lo sé, porque estar acá me da ganas de seguir soñando, pero escucharlos hablar y ver lo que hacen me dan ganas de mandar la política a la mierda. Porque no tengo el poder necesario como para llevar a cabo lo que pienso, se que hay otros pensando como yo, que si lo pueden hacer. Y sí, por lo menos yo admito que no puedo, y eso no es nada malo, es ser realista. Pero otros sí pueden, y allá escondidos, embarrados, regalando lo poco que tienen para comer para que otros coman, construyendo, dándoles algún tipo de afecto a los más necesitados de eso, hay gente que realmente está haciendo las cosas bien, es poca, por mala suerte. Y hace un rato hablé de que quieren imponer su verdad, yo si quisiera imponer mi verdad, estaría cagándolos a tiros a todos porque me pudrieron, para que entiendan como son las cosas, porque lo que más quiero es eso, en realidad no. No quiero que entiendan lo mismo que entiendo yo, quiero que se den la posibilidad de pensarlo, de imaginarlo, de llevarlo a cabo. Dense una puta posibilidad de dejar los egos de lado, de dejar de pensar en quién la tiene más larga o no. De dejar de imponer miedo. Yo no estoy imponiendo miedo. Yo espere mi turno, encontré el momento justo, y tengo que agradecerles por dejarme hablar, a pesar que allá se haya escuchado algún que otro insulto. Yo no quiero imponerles mi verdad, porque ni se si mi verdad es la correcta, pero por lo menos no me bajo los pantalones para que otro me la chupe mientras yo sonrío, no me arremango las mangas después de las consecuencias. No pienso a la política como equipos de fútbol, como medios de espectáculos que se vuelven escenas de crímenes jamás resueltos. La política no es eso, y sí es eso, lamentablemente, es una mierda, y me dan ganas de descreer completamente de ella”. La gente seguía callada…



Abrí los ojos, prendí el televisor. Sonreí al acordarme que por lo menos todavía existen tipos como Sloto o Tenembaum. Lo apagué. Me levanté y seguí sonriendo más al ver el diario cerca de la cama, al darme cuenta que Lanata todavía nos habla. Cerré los ojos, y quise seguir soñando. No pude. Los volví a abrir, estiré el brazo para terminar con la sonrisa más grande al agarrar un libro y darme cuenta que la prosa de Caparrós cada día es más hermosa.

15 febrero 2009

“y te traería conmigo, lejos del ruido
del metro, de los asientos ocupados
y de los relojes a contra mano”.

mientras las aspas del ventilador gritan palabras mudas,
que no van a llegar a ningún lado,
este calor pegajoso no se parece en nada
a los ficticios amaneceres de invierno de cadáveres amándose.
los silencios de las heladeras, se abren, se refrescan
y la puerta se cierra con sutil equivoca violencia,
allá arriba un nuevo escupitajo contra un parquet similar
al que está del otro lado de mi puerta de madera,
del mismo color pero diferente al de las aspas, o a la madera de esta cama;

que me sostiene en un único lugar mientras los ojos miran fijo
siguiendo por décima sexta vuelta esa aspa de madera, igual a las otras,
pero de orden segundo contándola desde este lado, o la cuarta contando:
si la visión se quedara quieta y no sean los ojos los que modificaran la perspectiva,
que el no movimiento de mis ojos y sí su función de prendido la volviera tercera, y hasta cuarta o primera, dependiendo de las veces que se detenga el tiempo y pase a ser
un movimiento en cámara lenta;

tan lento que sigo el ritmo, con tranquilidad, y un mareo que todavía no se instala,
sigo sin cerrar los parpados, y esta carrera a veces en cámara lenta
busca quien es más apto, si mis ojos, o esas otras tres aspas que se mueven circularmente
para que pierda, para que cierre los ojos de una vez, y olvide mi aspa,
la que llamaba mi atención, a pesar del mismo color que comparte con las otras;

el mismo color que la madera de la cama,
pero la madera de la cama difiere del parquet ya dueña del nuevo escupitajo
de hace unos segundos escuchados, en otro piso, en otro lugar,
tan lejano como propio, tan ajeno como cercano,

el silencio de las heladeras que vuelven a abrirse,
y el jugo de naranja, o la soda bien fría,
para que el gesto de satisfacción silencioso sea escuchado a unos cuanto metros de distancia
para arriba, o para abajo, a veces, el ruido no se confunde cuando viene
de izquierda o derecha, pero sí de arriba o abajo, como los bostezos
de los recién levantados, de gente que todavía no duerme
y escucha este súbito silencio de sentirnos todos hipnotizados,
por las aspas del ventilador, y las heladeras silenciosas abriéndose, en otro piso
en otro lugar, tan lejano como propio, tan ajeno como cercano;

se escuchan, la voz del pensamiento y el ventilador cumpliendo su función,
de madera, del mismo color que la madera de la cama, de madera que
si se cae no me corta, no me daña, no me rebana partes desagradables
de mi cuerpo insatisfecho, no me daña, física, piel, o pelos, no me daña,
escuchar este silencio del ventilador cayéndose, que no se está cayendo
y sigue ahí, gritando palabras mudas

“y te traería conmigo, lejos del ruido
del metro, de los asientos ocupados
y de los relojes a contra mano”

mientras las aspas del ventilador gritan palabras mudas
que no van a llegar a ningún lado,
este calor pegajoso no se parece en nada
a tu cuerpo desnudo amándome,
los silencios de las heladeras, se abren, se refrescan
y la puerta se cierra con sutil equivoca violencia,
allá arriba el nuevo escupitajo contra un parquet similar
al que esta del otro lado de la puerta de madera,
del mismo color pero diferente al de las aspas, o a la madera de esta, cama;

que me sostiene en un único lugar mientras los ojos miran fijo
siguiendo por décima séptima vuelta esa aspa de madera, igual a las otras,
pero de orden primero contándola desde este lado, o la cuarta contando:
si la visión se quedara quieta y no sean los ojos los que modificaran la perspectiva,
que el no movimiento de mis ojos y sí su función de prendido la volviera cuarta, y hasta tercera o segunda, dependiendo de las veces que se detenga el tiempo y pase a ser
un movimiento en cámara lenta;

tan lento que sigo el ritmo, con tranquilidad, y un mareo que todavía no me afecta,
sigo sin cerrar los parpados, y esta carrera a veces en cámara lenta
busca quien es más apto, si mis ojos, o esas otras tres aspas que se mueven circularmente
para que pierda, para que cierre los ojos de una vez, y olvide mi aspa,
la que llamaba mi atención, a pesar del mismo color que comparte con las otras;

el mismo color que la madera de la cama,
pero la madera de la cama difiere del parquet ya dueña de ese nuevo escupitajo
de hace dos minutos escuchado, en otro piso, en otro lugar,
tan lejano como propio, tan ajeno como cercano,

el silencio de las heladeras que vuelven a abrirse,
y el jugo de manzana o el agua bien fría,
para que el gesto de satisfacción silencioso sea escuchado a unos cuanto metros de distancia
para arriba, o para abajo, a veces, tu respiración no se confunde cuando viene súbitamente
de izquierda o derecha, pero sí de arriba o abajo, como los bostezos
de recién levantados, de gente que todavía no duerme
y escucha este súbito silencio de sentirnos todos hipnotizados,
por las aspas del ventilador, y las heladeras silenciosas abriéndose, en otro piso
en otro lugar, tan lejano como propio, tan ajeno como cercano;

se escuchan, la voz del pensamiento y el ventilador cumpliendo su función,
de madera, del mismo color que la madera de la cama, de madera que
si se cae no me corta, no me daña, no me rebana partes desagradables
de mi cuerpo insatisfecho, no me daña, física, piel, o pelos, no me daña,
escuchar este silencio del ventilador cayéndose, que no se está cayendo

y sigue ahí gritando palabras mudas

14 febrero 2009

cuando escucho "mesa de enlace" por el nombre, me imagino algo así...


13 febrero 2009

y si en venezuela gana el "Si"
el mundo demuestra una vez más el estupidismo que nos gobierna.




esto sí que es revolución eh.....

música hermosa.

juro que sólo iba a poner uno o dos.. pero no puedo. es demasiado hermoso esto.


well i dreamed i went out a wanderin'
i heard promises become fables forgotten
i saw bridges stretchin' out across the water
and towers pushing taller

i knew my reality was clearly defined
by the fences put up around my mind
i watched them thicken into walls over time
taller than any boarder line
i saw civilizations deemed insignificant
i saw people's history tatooed on their skin
i saw families taken from their land
dynasties shattered and stolen

and i asked when... is a revolution
i asked when... is a revolution

in all the burdens of centuries accrue
that get passed along to every generation's youth
and all the allegories told in lieu of truth
i watched them grow wild and spread like the flu

i saw the rise of an untamed industry
i watched machines paint a paper economy
i saw my own self stand right in front of me
and i didn't do a thing

i saw poisons pushed in the street
and prescription pills mingling in the mezzanine
with a whole host of wealth of doctors and pharmaceutical companies
still poor people were dying from disease

and i asked when... is a revolution
i asked when... is a revolution
i asked when... is a revolution
i asked when... is a revolution

and i broke down at the break of dawn
I saw new meaning in the clouds above the Pentagon
as real as the hollocaust as stong as the Parthanon
visions of Sudan Iraq and Vietnam

i stood silent upon a flooded levy
and stared at the ruins of a merchant city
and the president who came to dine with the noble elite
he didnt do a thing

i saw three ships come sailing in
through the passage of the CARIBBEAN
i saw children coming home in coffins
millions marching on washington

and i asked when... is a revolution
i asked when... is a revolution
i asked when, when... is a revolution
i asked when... is a revolution


When I heard the news,
my heart fell on the floor.
I was on a plane on my way to Baltimore.
In these troubled times it's hard enough as it is.
My soul has a known a better life than this.

I wonder how so many can be in so much pain,
while others don't seem to feel a thing.
Then I curse my whiteness
and I get so damn depressed.
In a world of suffering,
why should I be so blessed?

I heard about a women who lives in Colorado.
She built a monoment of sorts behind the garage door,
where everyday she prays for all whom are born
and all whose souls have passed on.
Sometimes my trouble gets so thick,
I can't see how I'm gonna get through it.
But, then I'd rather be stuck up in a tree
then be tied to it.

There is so much more.

I don't feel comfortable with the way my clothes fit.
I cant get used to my bodys limits.
I got some fancy shoes to try and kick away these blues.
They cost a lot of money but they arent worth a thing.
I wanna free my feet from the broken glass and concrete.
I need to get out of this city.
Lay apon the ground stare a hole in the sky,
wondering where I go when I die.
...When I die.




..and i find most of the time i'm lost inside my own mind
i look all over, all over to find
it dont keep me satisfied

all the conquests that i construe
fail miserably in front of you
have you ever been loved my such a charasmatic fool?
and i'm a sucker for your love...




...when the women with their stolen graces
Don’t invite you to play host
To their daughters with fake faces
I will be the one who loves you the most

When all the debutantes desert you
And all the doorways are all closed
And all the harlequins have hurt you
I will be the one who loves you the most...



..If you have a broken heart or a battered soul
Find something to hold on to or to let go
To help you through the hard nights like a flask filled with hope
Darlin' do not fear what you don't really know..